Escrito por : Álvaro Terrón 4 de noviembre de 2015

Un mapa mental es un diagrama usado para representar las palabras, ideas, tareas y dibujos u otros conceptos ligados y dispuestos radialmente alrededor de una palabra clave o de una idea central. Por lo tanto, lo primero que tenemos que tener en cuenta que no podemos pretender que nuestro mapa mental sea menos entendible que un resumen. Hemos oído hablar de miles de herramientas para hacer mapas mentales entre las que puede destacar un clásico como CmapTools, pero estarás de acuerdo conmigo que por mucho que estas herramientas nos faciliten la tarea si no somos capaces de discernir adecuadamente las palabras claves a las que debemos dar atención de nada nos sirven. 

Los mapas mentales son un método muy eficaz para extraer y memorizar información. Sinceramente, mi espinita o como dirían los portugueses, meu calcanhar de Aquiles, es la tarea de memorizar, por ello tengo siempre que recurrir a estos trucos para que los mapas mentales que hago sean exitosos.

1. Usa la hoja de manera horizontal por razones obvias de espacio y porque tus dos ojos ven todo más rápido de una vez. 

2. Dibuja una imagen central fácilmente memorizable. Ya sabes, asociamos la imagen a palabras y una imagen vale más que mil palabras.

3. Desde el centro coloca las ideas secundarias hacia el exterior, primero en tu mente y luego en el papel.

4. Ordena las ideas en el sentido de las agujas del reloj y de una manera secuencial y ordenada.

5. Las ideas principales deben ir con flechas más gorditas y las secundarias con flechas más delgaditas

6. Usa algunas líneas curvas para que tu mente no se aburra de lineas tan rectas, pero no abuses de ellas.

7. A cada línea le pertenece una palabra clave, eres tu quien debe determinar cual es esa palabra tan importante.

8. Usa colores, imágenes, códigos y dimensiones para hacerlo más atractivos. Cuando hablo de códigos me refiero a esas palabras secretas que todos hemos utilizado alguna vez transformando iniciales de listas enumeradas en palabras más facilmente memorizables.

9. Parece lógico pero no está mal recordarlo. Realiza siempre tú mismo los mapas mentales, ya que esto es una cosa muy personal y sólo tu lo entenderás, aunque si los demás también lo entienden es que eres un experto del mapamentalismo.



¿Tu que opinas? Si te ha gustado este artículo, tu mejor regalo es un comentario.

Subscribirse a los articulos | Subscribirse a los comentarios


¿Eres docente?

- Copyright © EducaTerrón - Blog de Educación de Álvaro Terrón - Blog de opinión de Álvaro Terrón