Escrito por : Álvaro.T. 20 de febrero de 2009

Quizá no sea el más indicado para realizar un articulo reflexivo sobre la educación española pero el hecho de que Internet sea libre y mi blog en mayor medida me hacen escribir los siguientes párrafos.

Partiendo, bajo mi juicio de que la educación no esta tan mal como la pintan tanto medios como los mismos docentes creo que el mal de esta misma educación son en gran medida un porcentaje alto de dichos docentes que se dedican a impartir un aprendizaje con enfoques de tipo transmisor, esto significa a grandes rasgos que el docente que practique esta nefasta forma de impartir se habría quedado anclado en el mayor de los enfoques tradicionales y que solo transmitiría la información de forma unidireccional con una finalidad instructiva. Lo que quiere decir esto es que el docente es el único elemento activo en el aula y que los educandos son meros receptores pasivos, sería siempre un aprendizaje vertical y nunca horizontal.


El alumno debe aprender del profesor como es lógico, pero es que el profesor también debe y tiene que aprender de sus alumnos. ¿Quién no recuerda aquel profesor desde su visión personal que por mucho que la gran mayoría de sus alumnos suspendiera nunca reflexionaba si su forma de impartir la materia era la correcta?. Ante todo esto esta el enfoque constructivista y espero que sea el que utilicen todas las nuevas generaciones de docentes para erradicar uno de los graves problemas de nuestro sistema educativo español. Se debe partir de que cada alumno es diferente y que tiene experiencias distintas al resto y son en esas mismas experiencias en las que el profesor se tiene que basar para construir el aprendizaje de forma significativa. De una forma radicalmente contraria nos encontramos por lo tanto que frente al enfoque transmisor en el constructivista es el alumno el que está más activo y el profesor tiene la grandilocuente función de ORIENTAR.

El profesor en vez de trasmitir meramente se convierte en un diseñador de ambientes de aprendizajes para facilitar el mismo. De ahí que nazcan las adaptaciones curriculares que nunca un docente del enfoque que critico en este articulo usaría. Pero claro este modelo exige mucho más al profesor, y la comodidad se paga igual que la exigencia profesional.

Un saludo, y espero respuestas constructivas de verdaderos profesionales de la materia.

{ 11 comentarios...lealos y comente usted mismo aqui }

  1. Hola Alvaro, por tu relato veo que aquí se suscitan los mismos problemas en los Institutos de Formación Docente, es decir propuestas educativas que reposan en papeles amarillos que quizás fueron muy buenas hace 10 lustros pero que hoy no tiene relevancia en el aula. La sociedad ha cambiado y las necesidades educativas también, pero parece que un importante número de docentes no se ha enterado. Es verdad que nos encontramos también con padres que no acompañan el proceso educativo sino que parece que nos les interesa la formación de sus hijos y se escuchar argumentos como “Para que vas a estudiar, si total...”, por lo que el trabajo del aula es mayor, ya que primero hay que convencerlos de que la EDUCACION SIRVE.

    Las propuestas deben contribuir a sacar de la abulia a los estudiantes. Para ello es necesario tener en claro cual es el perfil de egresado que queremos.

    Te recomiendo la lectura de dos libros; “La mente del futuro” último trabajo de Howard Gardner en el cual encontrarás pistas para favorecer el desarrollo de las mentes que hoy dia es necesario hacer foco, y “Mal de Escuelas2 de Daniel Pennak, quien de forma muy amena nos relata la forma en que dejó de ser un zoquete en el transcurso de su escolaridad.

    Se habla de Nativos & Inmigrantes digitales, y te aseguro que proyectos maravillosos salen cuando el docente deja de ser el centro y se transforma en guia de sus estudiantes. El secreto es darse cuenta que todos podemos aprender de todos. Quizás los alumnos puedan tener mejor manejo de la tecnología, pero el docente posee los conocimientos curriculares. Cuando estas dos cuestiones se combinan se logra la concreción de trabajos donde el estudiante se siente valorado y el docente es mucho más respetado. Nadie dice que el docente debe saber todo, lo que tiene que tener es la capacidad para darse cuenta que saberes le faltan para adquirlos. Sólo es cuestión de animarse. Un cálido saludo de Marisa

    ResponderEliminar
  2. Marisa muchas gracias por tu comentario que realmente me congratula, gracias tambien por dedicarme tu tiempo

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Álvaro, la verdad es que culpar a los docentes es fácil, muy fácil, demasiado fácil, pero... Soy docente, apasionado de mi materia, me congratulo de jamás haber expulsado a un alumno de mi aula, de tener varios blogs activos con mis alumnos, de grabar mis clases y subirlas a youtube para que puedan seguirlas, de trabajar con facebook con mis alumnos, de hacer que ellos sigan ese tipo de enseñanza que usted dice pero... ¿qué hacer cuando te dicen? Atención a la Diversidad, pero 30 alumnos en el aula, ¿cómo los atiendo?, ¿cómo atiendo a mis alumnos mientras uno blande una sierra discutiendo conmigo?, ¿como atiendo al resto de mis alumnos cuando uno clava un compás a otro?, ¿cómo atiendo al resto cuando 6 ó 7 tienen necesidades educativas de refuerzo educativo y 2 de sobradotación intelectual en una clase de 30?, ¿qué hacer con esos desertores del lápiz desde los 14 años?, ¿cómo se endereza ese árbol con 3 horas semanales si sus padres ni contestan a mis llamadas? Álvaro, no sé si alguna vez ha dado una clase en secundaria, le invito a asistir a una de las mías. No nos culpe, de verdad, no lo haga, nos hiere.

    ResponderEliminar
  5. Por lo que dices está claro que nunca has dado clase en secundaria.
    Te diré que en la teoría todo es muy bonito y muy válido.
    En esta dirección puedes ver cómo pensaron los que diseñaron la ESO que podría ser una clase de Tecnología.
    http://noteducacion.blogspot.com/2008/05/as-iba-ser-la-tecnologa-ao-de.html
    Te aseguro que la realidad es otra. Sólo te pediría, si alguna vez das clase de primaria, que utilices los métodos que quieras, pero te asegures de que tus alumnos lleguen al instituto entendiendo lo que leen, sabiendo las tablas de multiplicar, siendo capaces de estar sentados en una clase prestando atención a una explicación y algunas cosas básicas más, que hoy por hoy no todos los alumnos que llegan a los institutos son capaces de hacer.

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias por sus comentarios constructivos como expertos, de verdad se agradecen, perdon en cierta medida por lo que haya podido herirles pero la verdad que es algo dificil que ustedes entiendan mi postura puesto que ustedes son profesores que realmente tienen enfoques constructivistas, apoyarse en sus blogs o wikis para innovar así lo indica, creo que ustedes no estan dentro de los docentes a los que critico

    ResponderEliminar
  7. Bueno te hablo como maestro. Tu opinión es bastante acertada. Es cierto que l@s docentes nos enfrentamos a muchas dificultades para lograr nuestros objetivos, pero también es verdad que podemos hacer muchas cosas que a lo mejor ni siquiera intentamos y algunas veces resulta muy sencillo justificarnos amparándonos en esas dificultades.

    Pero también te explico algo que estoy viendo desde hace un tiempo. Tú dices que esperas que las nuevas generaciones de docentes se apunten al constructivismo y destierren el papel del profesorado como mero transmisor de conocimientos. Yo llevo viendo pasar por mi centro a esas nuevas generaciones de docentes desde hace tiempo y no soy muy optimista en cuanto a lo que tú esperas. Es más, me estoy encontrando con gente que se incorpora a esta profesión que no viene con ninguna duda sobre su labor y su papel.

    No estoy diciendo que esto sea la generalidad, pero es que también te digo que tampoco se cumple que los docentes que llevan tiempo ejerciendo su profesión respondan al modelo que tú comentas de transmisor de contenidos.

    Por lo demás estoy contigo en el modelo de enseñanza que propones basado en el constructivismo, porque al fin y al cabo, así aprendemos todos, así nos gustan que nos enseñen las cosas y así debemos proceder con nuestro alumnado.

    Saludos.

    Juan.

    ResponderEliminar
  8. Hola Alvaro, estoy de acuerdo con varios comentarios, desgraciadamente la educación en nuestro país es bastante malo, pero creo también que el mal esta desde los maestros que no tienen un programa de actualización y creo también que ellos no les interesa actualizarse debido a los bajos salarios que perciben.

    ResponderEliminar
  9. Beatriz te aclaro eso último, los profesores españoles tienen el salario más alto de toda Europa...

    ResponderEliminar
  10. Nadie quiere darse cuenta, porque en realidad todos tenemos parte de culpa, pero vamos de mal en peor. Los valores se han perdido y los alumnos ya no necesitan esforzarse por nada.

    Hasta van a hacer un Trivial Pursuit con preguntas más fáciles para la siguiente generación de españoles. Te invito a leer el artículo.

    http://www.terceraopinion.net/2009/06/28/trivial-edicion-loe/

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Muchas gracias por tu aporte TERCERA OPINION! Será publicado en portada

    ResponderEliminar


¿Eres docente?

- Copyright © EducaTerrón - Blog de Educación de Álvaro Terrón - Blog de opinión de Álvaro Terrón